La verdadera razón por la que perder un perro duele tanto como perder un ser querido

Que terrible es el momento en el que nos toca despedirnos de nuestras mascotas simplemente porque el tiempo transcurre y hace estragos en todos por igual.

“Juntó las energías que le quedaban para venir a rendirse a mis brazos. Le di unas palmadas y pronuncié algunas palabras de afecto. Intentaba transmitirle mi calor pero su llama se apagaba poco a poco, notablemente. Esa misma medianoche pasó a mejor vida y hasta el momento no existe vez que la recuerde y no me ponga a llorar”. Así cuenta Florencia cómo vivió la pérdida de su gata “Mary” hace unos años y cómo el dolor todavía se hace sentir.

Muchas personas somos las que nos sentimos identificadas en situaciones como estas y tenemos bien en claro lo que significa tener que despedir a una mascota, un compañero, un amigo, mucho más que un animal.

Perder una mascota puede ser igual de doloroso que perder a un ser querido

Un increíble compañero de vida

No importa qué ni cómo sea tu mascota jamás sentirá envidia ni celos ni te juzgará. Simplemente te querrá tal y como eres, de una manera en que pocos humanos podrían hacerlo.

Nuestras mascotas llega un momento en el que pasan a ser nuestros mejores amigos y parte verdadera de nuestra familia. Si has tenido mascota desde pequeño sabrás bien lo que se siente y sabrás que tu mascota jamás te abandonaría por nada del mundo.

Es por esta misma razón que cada si alguna vez has experimentado la muerte de una mascota sientes un vacío enorme, tan grande que en el momento crees no poder volver a recomponerte nunca más de la tragedia.

Afrontar lo que los demás no comprenden

“Es un animal, no un humano”. “No debes sentirte así de mal por un simple gato”. “Puedes comprar otro perro”. Algunas de las frases típicas que escuchas cuando muere tu mascota que lo único que hacen es dejarte un sabor más amargo aún.

Esto mismo fue lo que atravesó Valeria cuando le tocó enfrentar la perdida de su perro de 15 años de vida. “Cómo es que no ven la importancia de la muerte de mi perro. Compartí las 24 horas del día con el mis últimos 15 años de vida”.

Más de una vez nos encontramos con gente que no posee una total comprensión de lo que es tener que afrontar la muerte de una mascota. Y es que aquellos que jamás tuvieron la oportunidad de generar un vínculo tan especial con un animal jamás podrán entender lo que significa tener que decir adiós. Hasta podríamos decir que en ciertos casos dicho adiós es más doloroso que la despedida de una persona. El dolor es propio de cada alma y cada uno lo sentirá de manera distinta.

Y aunque nos cueste, siempre es importante hablar de este dolor.

Marina Von Allmen es veterinaria y ha asegurado que callar este tipo de circunstancias lo siempre nos hace peor, jamás terminamos de cerrar la etapa de duelo. Además asegura que las cosas que no decimos son las que nos terminan afectando de la peor manera posible en algún punto de nuestras vidas. No importa si sientes que no tienes a nadie con quien hablarlo, o que nadie realmente comprende lo que sientes. Siempre habrá alguien que pueda empatizar al respecto, desde amigos hasta un médico veterinario de confianza.

Son muchas las maneras de intentar explicar el estrecho vínculo que se puede crear entre un hombre y un animal. Una de ellas habla acerca de la falta de afecto, unión y sentido de la familia que hay en las sociedades de hoy en día y cómo la presencia de una mascota en la casa ayuda a remendar estos baches. De hecho, las familias que más hijos tienen son las que más mascotas poseen también.

Otra forma de explicarlo puede ser centrándose en el cambio que hubo en la psicología de los animales de compañía. El paso del tiempo y la naturalización de la presencia de mascotas en la casa a derivado en un cambio genético por parte de estos animales y los ha convertido en seres más amables e ideales para generar vínculos afectivos con sus dueños.

¿Entonces pensaríamos que la solución es no generar un vínculo tan estrecho con nuestra mascota? Michel Fize se hace esta misma pregunta en su libro llamado “Gracias Will y hasta pronto” y explora los rincones de su respuesta contando como hizo frente a la muerte de su amigo labrador de tantos años y hablando acerca del lazo que él había creado con su bella mascota.

Atravesar una etapa de duelo

Ciertamente el duelo por la muerte de un animal es del todo comparable con la muerte de un ser humano querido. Etapas típicas de este proceso se hacen presentes: la negación, el enojo y demás. Lo importante es saber que no todos hacemos duelo de la misma manera y el proceso puede ser tranquilo o bien caótico y lleno de emociones vivas.

Repetidas veces el enojo que sentimos en este tipo de circunstancias podemos atribuirlo a la sensación de culpa aparente que nos deja la muerte de alguien cercano.

Quizás no poder haber estado ahí en sus últimos momentos o haber regañado a tu mascota horas antes de su fallecimiento. Son innumerables las razones que nos pueden hacer sentir falsos culpables de algo que no está en nuestras manos.

Allmen también desarrolla esta idea y habla acerca de lo natural que es sentir esto cuando nuestra mascota nos abandona y la importancia que tiene sentirlo. A su vez explica que los animales jamás sentirían rencor por esto pero son muchas las personas a las cuales saber esto no les hace ninguna diferencia.

Ofelia, por su parte, cuenta como dejó a su gato en la casa de sus padres por tener que hacer un viaje de negocios y lamentablemente lo pisaron cruzando la calle. Ella cuenta cómo en ese instante se sintió absolutamente culpable de lo que había pasado a su mascota, atribuyendo el accidente a un abandono por parte de ella hacia su amigo.

No tener la posibilidad de despedirse de alguien que está partiendo para siempre nos deja un gran lamento. Allmen explica que existen animales que desean estar acompañados en sus últimos momentos de vida pero a su vez hay mascotas que desean estar completamente solas cuando es el momento de partir. Por supuesto esto está ligado con la personalidad de cada mascota pero también con nuestras ganas de retener a una persona en nuestras vidas a toda costa.

Adoptar otra mascota

Son muchas las personas que luego de tener que atravesar el duelo de la muerte de una mascota deciden no volver a tener que pasar por algo así y por ende jamás volver a tener un animal de compañía.

Allmen explica que cualquier decisión es la correcta siempre y cuando tengamos claro que adoptar un nuevo animal no es esperar a que éste reemplace a nuestra anterior mascota ni tampoco tapar el vació que nos quedó. El verdadero tema está en tener una mascota condenada a jamás cumplir las expectativas de su dueño.

Volver a tener una mascota representa algo distinto para cada uno de nosotros y está estrechamente ligado con el proceso de muerte de nuestro anterior animal de compañía. Aquellos que vieron a su amigo librar batalla con alguna enfermedad y la desmejora en la salud del mismo fue progresiva comienzan su duelo mucho antes, sabiendo que tarde o temprano el momento vendrá, que los que enfrentan una muerte de su mascota espontánea como podría ser una accidente.

Lo importante, lo que más nos queda, es que una mascota no es meramente un animal sino un amigo incondicional al cual podemos amar igual o más que a una persona.

La partida de una mascota siempre será algo durísimo de atravesar pero lo importante es siempre recordar los momentos de felicidad vividos juntos y atesorar dichas experiencias en lo más profundo del corazón, ahí donde las mejores cosas quedan guardadas por siempre.

Déjanos un comentario y contanos: ¿Estás de acuerdo con que perder una mascota es tan doloroso como perder una persona? ¿Como se llamó la mascota más importarte de tu vida?

Todos los signos tienen un lado oscuro que intentan ocultar

Todo el mundo carga una parte sombría, nadie escapa de eso. Ciertas personas saben disimularlo de la manera adecuada y otras lo llevan a flor de piel.

Es así, todos tenemos nuestras confidencias, simples cosas (o complicadas) que jamás decimos a nadie ni tampoco pensamos tanto. Secretos que andan por ahí, siempre presentes, como puede ser la envidia o la inseguridad.

Los casos van variando según las personalidades pero todos lo tenemos. No necesariamente debemos mover cielo y tierra para deshacernos de este tipo de actitudes ya que forman parte de nuestra persona. Pero si es muy importante trabajar estos aspectos para no andar hiriendo gente por la vida, incluso a nosotros mismos. Por eso es importante valorar y escuchar nuestro propio lado oscuro.

Conoce el lado oscuro de tu signo

Aries

Ocasionalmente inquietos y viscerales, ciertas veces pueden tener modos de decir las cosas bastante ofensivos. El enojo es parte de este signo al igual que un gran ego. Pero ten cuidado, no dejes que tus enojos te alejen de las personas que son importantes en tu vida. Intenta manejarlos para que no te afecten.

Tauro

Los taurinos suelen ser duros de mente y algo apegados a lo material. Muchas veces no pueden saciar su sed de tener más y generalmente les cuesta despegarse de lo terrenal. Analiza este tema, la felicidad no esta en las cosas materiales sino en los afectos que tienes.

Géminis

La constante búsqueda de la estrella es algo propio de este signo y suelen ser adolescentes eternos, siempre en busca de redefinición. Adoptar responsabilidades y dejar el pasado atrás suelen ser un problema para las personas de este signo y pocas veces se sienten conformes con sigo mismos al igual que con lo que los rodea.

Cáncer

Sensible a todo tipo de emociones y por eso tan cambiante. Algo desconfiado de los demás y por esta misma razón ciertamente personas tímidas. El rencor es algo que siempre está presente y vives en una zona de comodidad absoluta. No dejes que la desconfianza que sientes hacía el resto afecte la forma en que te relacionas.

Leo

Personas extremadamente orgullosas e imperativas con los demás. La gente de este signo siente cualquier problema, desde el más grande al más pequeño, a flor de piel y vive todo intensamente, muy dramático. Siempre busca tener el control de todo y de todos. Pero ojo con sobrepasarse en la búsqueda de mantener el control de todo, puede ser mal visto.

Virgo

Altos niveles de sinceridad y por eso mismo ciertas veces hirientes con sus pares. Disfrutan de la crítica al otro pero jamás de la autocrítica. Deberías replantearte un poco esto. La autocrítica te hará crecer como persona, si no la haces tardarás más en desarrollarte y lograr tus objetivos.

Libra

Signo estrechamente ligado con la diversión, el desapego y el ocio. La duda siempre está presente y por esta misma razón la toma de decisiones siempre es complicada. Pero no te preocupes, a pesar de tus limitaciones a la hora de tomar las decisiones siempre lo haces de la mejor manera.

Escorpio


Las personas de este signo viven en un tobogán constante. A veces tristes, a veces contentos. Luego de unos momentos enojados, después felices. Este signo es realmente muy cambiante y tiene fama de personas con gran poder de manipulación.

Capricornio

Los capricornianos creen en los extremos, blanco o negro, nada de grises. Son personas tercas pero con mucha energía y voluntad para hacer todo lo que se propongan. Ningún objetivo es imposible para ti, pero ten cuidado de no sobrepasarte de energía al buscar alcanzarlo.

Sagitario

Las personas de este signo son realmente aventuradas y pocas son las ocasiones en las que miden bien las consecuencias de sus actos, cosa que puede ser realmente nocivo para los que lo rodean a uno. Muchas veces es a todo o nada y frecuentemente eso es lo que los lleva a la perdición.

Acuario

Personas que disfrutan del espacio personal y los momentos de soledad. Difícil que cedan ante otra persona, por más que estén equivocados, y siempre buscan destacarse por sobre todos los demás. La atención es parte primordial de los acuarianos y la rutina jamás estará presente en sus vidas.

Picis

Personas contradictorias y poco claras. Poseen un gran sentido de la compasión pero siempre proceden con mucha cautela. Notables cambios de humor repentinos y siempre las emociones a flor de piel, lo cual a veces termina perjudicando a uno tanto como a los demás.

15 cosas que debes hacer antes de partir a mejor vida

Cierta vez fui testigo de una frase que me quedó grabada a fuego: “La vida son tres días y ya han pasado dos”.

Puede sonar ciertamente extremista pero lo importante es saber que, llegada cierta edad, leer algo como esto no parece tan loco ni tan alejado de la realidad. La reflexión se va haciendo más y más presente en nuestras vidas a medida que el tiempo transcurre e inevitablemente aparecen cuestiones y preguntas claves como : “¿Hacia dónde voy?” o “ ¿Por qué no hice esto?”.

Pocas veces surgen respuestas concretas a este tipo de preguntas y muchos nos pasamos la vida entera intentando contestarlas. Por eso es importante saber que no está bueno lamentarse de cosas que nos hubiese gustado hacer o decir en el pasado.  Claramente junto con el paso del tiempo también pasan las oportunidades. A veces nos subimos a los trenes, a veces no. Lo importante es nunca arrepentirse de la decisión tomada al momento. Ahora que eres joven, es el momento de concretar todas tus dudas y reflexionar acerca de todos tus cuestionamientos para hacer algo al respecto.

Algunas cosas que debes hacer antes de dejar esta vida

1. No haber conocido más lugares

Pasamos la mayor parte de nuestras vidas trabajando y resulta que cuando llega el momento de gastar el dinero en nuestro propio bienestar nunca lo hacemos. No te pierdas la oportunidad de visitar todos los lugares del mundo que quieras. ¡Vale la pena!

2. Aprender idiomas

Nunca es tarde para aprender otro idioma. Cuántas veces te ha sucedido de escuchar una canción y no entender la letra. ¡Ahora es el momento!

3. Finalizar una relación nociva

Ya sean amigos, parejas o lo que sea libérate de esas relaciones que te hacen daño, que no te permiten avanzar en la vida y siempre te tienen pendiente de las cosas malas. ¡Basta de gente tóxica!

4. La importancia del protector solar

Parece algo que todos tenemos claro pero lo cierto es que son muy pocas las personas que prestan la atención merecida a la utilización de bloqueador solar. Recuerda, ¡es realmente importante!

5. Asistir a conciertos

Si tienes la oportunidad no dudes en ir a escuchar a cualquier banda o conjunto que te guste. ¡Los músicos también sufren el paso del tiempo!

6. Experimentar demasiado miedo

El miedo nos deja estáticos. Cuántas cosas jamás se hubiesen hecho si no fuese por un valiente que lo dejó todo, que actuó en contra de toda probabilidad. Anímate. nadie jamás puede asegurarte el resultado.

7. Adecuarse a las actividades de cada género

Ten siempre en claro que eres libre de hacer lo que te plazca. Qué importa aquellas reglas familiares implícitas que discriminan las actividades en “para mujeres” o “para varones”. ¡Tú puedes hacer lo que quieras!

8. Trabajar en el lugar que odias

Siempre y cuando tu economía te lo permita debes abandonar aquellos trabajos que te consumen el cerebro y no te permiten pasar un buen rato. Recuerda, siempre que hay un final algo nuevo comienza.

9. Nunca decir “te amo”

Dilo, cuantas veces sea necesario. No esperes más a que la otra persona lo diga primero. Si así lo sientes no pienses más y dilo. Nadie nunca debería perderse la oportunidad de expresar su amor a otra persona.

10. Estar muy pendiente del “qué dirán”

¿Qué importa lo que los demás piensen de ti? Si sientes la necesidad de hacer algo y estas convencido no lo dudes tanto, no importa lo que los demás digan al respecto.

11.  No ser agradecido

Siempre debemos tener presente la fortuna recibida por tener lo que tenemos, ni más ni menos. Tampoco hay que perder la oportunidad de decir un simple “gracias” a aquellos que hacen cosas por nosotros, grandes o pequeñas.

12. Compadecerte todo le tiempo

Hay que entender que no todo está centrado en nuestras personas. Cuanto antes tengamos en claro esto, antes empezaremos a disfrutar realmente la vida.

13. Sentir rencor

El rencor jamás es bueno y menos aún luego del paso del tiempo. El pasado es pasado y hay que dejarlo ir junto con todo lo malo.

14.  No haber hablado lo suficiente con tus abuelos

Que importante es la relación con nuestros abuelos. Todos deberíamos aprovecharlos al máximo antes de perderlos ya que hay infinitas cosas para aprender de ellos e infinitas historias para escuchar.

15. No haberte divertido con tus hijos

Deja de lado todas las obligaciones y preocupaciones de la vida cotidiana y ponte a jugar con tus hijos. El tiempo pasa y los chicos crece, se convierten en adultos formados y abandonan el nido. Antes de que esto suceda asegúrate de haber disfrutado con ellos.

Contanos en los comentarios: ¿Que te falta hacer antes de morir? ¿De qué crees que te arrepentirías si no lo haces?

6 cosas que definitivamente desenamorarán a cualquier hombre

Hoy te compartimos algunas cosas que definitivamente jamás deberías hacer si no quieres desenamorar a tu hombre.

Existen cosas convenientes para hacer y cosas que no, cosas que algunas mujeres hacen sin querer pero que lamentablemente las van distanciando de su media naranja. Y es que más allá de todo el cariño que pueda haber entre dos personas, hay ciertos momentos en que nos equivocamos sin darnos cuenta. Quedamos en falta y decimos o hacemos cosas que pueden perjudicar seriamente a nuestra pareja.

Una de las claves más importantes para gozar de un buen matrimonio es ligarnos estrechamente con la idea de compromiso, de comunicación y sobre todo de respeto por el otro. Pero, lo más importante, es intentar nunca decir nada que pueda hacer sentir mal o dañar emocionalmente a tu pareja.

Es por esta misma razón que hoy decidimos compartirte algunas cosas que comúnmente hacen las mujeres sin causar daño aparente pero que en realidad alejan de a poco a sus parejas.

6 conductas desafortunadas que seguro alejarán a tu hombre de tu vida

1. Comparaciones

Esto es bastante básico: a nadie le gusta que lo anden midiendo ni comparando con otra persona. Sabemos que decir cosas de este tipo nunca puede ser bueno y sobre todo puede herir gravemente el ego de la persona a la cual se lo estamos diciendo. Es algo típico escuchar a una mujer comparar y es importante saber que dicha comparación surge de la insatisfacción que sienten con lo propio. Ciertas veces también se trata de un problema de expectativas y generalmente se suele confiar demasiado en el paso del tiempo como solución mágica a este tipo de cuestiones.

Por eso es importante que no digas frases como “el esposo de tal siempre hace tal cosa y tú no” o el típico “¿Por qué el marido de mi amiga gana tanto dinero y tú no?”.

2. Manipular

Existen mujeres realmente comprometidas con esta conocida causa: la manipulación a sus parejas. Es realmente usual escuchar reproches de que el hombre debería hacer todo lo que la mujer le pide simplemente porque la ama, sin negarse a absolutamente nada. Lo cierto es que por este camino nada nunca será suficiente.

Lo único que puede resultar de una manipulación nociva es un divorcio inminente y cien por ciento asegurado, tarde o temprano sucederá. Por eso idealmente uno debe construir una relación de afecto, respeto y espacio con su pareja. Dejar que el otro haga cosas por uno, simplemente porque así lo quiere y no porque lo están obligando.

3. Faltar al respeto

Otra cosa primordial. Jamás deberían existir los insultos hirientes, ni las miradas juzgadoras y mucho, pero mucho menos, roces físicos en una pareja. Es algo bastante sencillo: la violencia (de cualquier índole) jamás será algo bueno. El respeto es uno de los pilares más importantes, sino el más, dentro de una relación. Si existe respeto lo demás vendrá solo, todo lo bueno sucederá.

4. Criticar por criticar

Es importante saber distinguir la diferenciación entre una crítica constructiva y una crítica que no sirve absolutamente para nada más que hacer enojar al otro. Obviamente las críticas constructivas siempre serán algo bueno en una pareja y lo más importante es tener siempre en cuenta los modos de comunicar dicho mensaje. A modo de ejemplo, evita frases hirientes como “tienes sobrepeso”, mejor siempre será sugerir al otro que haga algo con respecto a cierta cosa en vez de ordenárselo o herirlo.

5. Acusaciones

Es sencillo culpar al otro de las cosas malas que nos suceden y es algo que se da comúnmente entre las parejas. Lo cierto es que las cosas que sucedan afectan a las dos partes casi por igual y es algo que se debe solucionar de a dos, con una buena comunicación y sobre todo con entendimiento y respeto.

6. Amenazas

Cuántas veces hemos experimentado o escuchado amenazas de divorcios o de huidas inminentes frente a un problema de pareja. Lo cierto es que cualquier tipo de obstáculo debe intentar sortearse con trabajo y voluntad. Debemos dejar este tipo de situaciones para cuando ya no hay nada que hacer al respecto. Sin embargo, el secreto es cómo uno dice las cosas. Cualquier cosa dicha a forma de amenaza jamás tendrá buenos resultados.

Déjanos un comentario y contanos ¿Has hecho alguna de estas cosas? ¿Qué crees que desenamora a los hombres?

Como engañar a tu mente para disfrutar de un momento de alegría

¿Tenías idea que uno puede hacer creer a la mente un aparente estado de felicidad? Y es que efectivamente la alegría es un simple estado de ánimo del cual podemos adueñarnos incluso en las circunstancias y contexto más adversos.

Es de público conocimiento la estrecha relación entre los estados de ánimo y el funcionamiento de nuestros organismos, como el primero afecta al segundo. Por ejemplo, un simple aumento del ritmo cardíaco, las conocidas “mariposas en el estómago” y, por supuesto, ese gesto que a todos nos hace tan pero tan bien: la sonrisa.

Sin embargo, recientes investigaciones han dado en el clavo descubriendo que lo antes mencionado puede ser un camino de varios sentidos. Evidentemente es posible jugar con nuestra propia mente utilizando como herramienta las manifestaciones físicas típicas de cada estado de ánimo para así poder emular e inducir la existencia de dicho estado. Por supuesto, el más importante, la felicidad.

Una sonrisa puede traer un momento de alegría

La manifestación de los estados de ánimo es un camino con más de un sentido. Como hemos mencionado anteriormente, nuestra mente esta constantemente atenta a los cambios físicos de nuestro organismo y es consciente de la afección que estos últimos tienen en las emociones. Por esta misma razón es que sonreír sin motivo aparente nos  hace estar un poquito más cerca de la felicidad y de este simple gesto podemos obtener enromes beneficios.

Es cierto, una sonrisa en esencia es simplemente la contracción de ciertos músculos faciales pero de algo debes estar seguro: sonreír siempre es sinónimo de buenas noticias. Como son realmente contadas con una sola mano las veces que podemos tomar control de todas nuestras emociones es conveniente prestar más atención a lo que realizamos con nuestros músculos.

Debes saberlo, tu sonrisa es una de las armas más poderosas que posees. Y es que casi todo el mundo cree que sonreímos cuando estamos contentos, pero muchas veces es exactamente al revés: estamos contentos porque sonreímos.

La manera más sencilla de sentirnos alegres, aunque sea por un momento, es simplemente sonriendo.

Hipótesis de la retroalimentación facial

Muchos estarán convencidos de que sonreír no sirve de nada para estar contentos porque sí. Sin embargo, la cuestión toma cierta seriedad al saber que es algo a lo cual la ciencia le viene prestando mucha atención y hasta el día de hoy se han llevado a cabo numerosas investigaciones y estudios en base a esta hipótesis de la retroalimentación facial.

De este modo, es conveniente mencionar uno de los experimentos más conocidos realizados en torno a esta temática. Fue llevado acabo en los años 80 y es de los más reconocidos hasta hoy en día. Lo primero que se hizo fue determinar que no se le comunicaría al grupo de voluntarios la temática del estudio en cuestión para no tener ningún tipo de influencias (positiva o negativa) en las emociones de los mismos. Así, el objetivo principal era conseguir expresiones verdaderas por parte de la gente que fue voluntaria de este experimento.

La dinámica del estudio fue la siguiente. La totalidad de los participantes fueron divididos en tres grupos y a cada uno de ellos se les entregó un lápiz . El primer grupo tuvo que sostener el lápiz entre sus dientes de manera horizontal forzando así una sonrisa. El segundo grupo fue instruido para sostenerlo de la misma manera pero con sus labios, evitando así la posibilidad de esbozar siquiera una mueca parecida a una sonrisa. Por su parte, el tercer grupo simplemente tenía instrucciones de sostener el lápiz en la mano.

Luego se proyectaron algunas caricaturas en la sala y cada voluntario debía evaluar qué tan graciosas les parecían. Lo cierto es que aquel grupo que estaba siendo “obligado a sonreír” sintió cada caricatura mucho más graciosa que los sujetos del grupo que “no podían sonreír”. Los que tenían el lápiz en sus manos dieron calificaciones intermedias.

La hipótesis de la retroalimentación facial asevera que nuestros músculos y particularmente sus movimientos están estrechamente relacionados con nuestros estados de ánimo y definitivamente pueden influir en los mismos.

Sonrisa, aunque sea inventada, es sinónimo de felicidad.

Una simple sonrisa puede estar diciendo al cerebro que es momento de ser feliz, aunque sea por un rato. Esto sucede porque nuestra mente relaciona cierto tipo de movimientos musculares, en este caso de la cara, con ciertos estados de ánimo. A su vez, fruncir el ceño nos mantendrá mas cerca de el “enojo” que de la felicidad.

Además también es importante juntarse con gente que sonría seguido ya que el otro polo de esta hipótesis, la retroalimentación social, también es real e influye de gran manera en nuestras emociones. Es simple, si estamos con gente que sonríe nos sentiremos más contentos y con más ganas de sonreír.

Si lo pensamos de esta manera también es altamente recomendable sonreír cuando estemos con otros. De esta manera nosotros también seremos portadores de buenas vibras para contagiar a todos con ellas y obligarlos a ser un poco más felices.

No importa que esté sucediendo en tu vida, una sonrisa traerá felicidad y te hará todo mucho más fácil.

Dejanos tu opinión: ¿Crees que es posible ser feliz con esta técnica?

6 cosas que jamás deberías decirle a la abuela de tus hijos

Simplemente hay cosas que nunca debes decir a la abuela de tus hijos.

Es de público conocimiento la particular relación que comúnmente se da entre yerno o nuera y suegra.

Si tenemos una relación dudosa con nuestra suegra debemos movernos con mucho cuidado porque es un terreno pantanoso y nadie quiere que las cosas estén mal entre la familia. A no equivocarnos, esto no quiere decir que debemos someternos a la voluntad de las abuelas, sino simplemente manejarnos con cautela al momento de elegir ciertas palabras o hacer ciertas cosas. Y, por si te lo estabas preguntando, por supuesto que esto rige para tu propia madre también.

6 cosas que bajo ningún punto de vista deberías decir a una abuela

Las frases que te compartimos hoy, originalmente publicadas en un artículo del Huffington Post, fueron creadas por Fran Walfish, un psicoterapeuta especializado en relaciones familiares oriundo de Beverly Hills.

1. “Los niños desean estar contigo constantemente”

Al mismo tiempo que esta frase puede agrandar el ego de una abuela y hacerla sentirse plena puede ser bastante peligrosa. Profesionales en la materia aseguran que este tipo de cosas deben decirse con mucho cuidado y siempre con la claridad suficiente como para no dejar lugar a ningún tipo de interpretación errónea al respecto. Y es que diciendo algo que parece tan simple podemos crear expectativas inexistentes en la otra persona. Por ejemplo si surge alguna ocasión en la cual los nietos no quieren ver a su abuela, lo cual es total y completamente normal que suceda.

2. ” Tú eres su abuela, no deberían hablarte de ese modo”

Algo que aparentemente parece inofensivo, si lo analizamos en detalle es puramente cederle nuestra responsabilidad a alguien más. Y es que la mujer es simplemente la abuela, no la madre, y la responsabilidad de regañar a tus hijos es simplemente tuya.

3. “Aquí esta la abuela, ya no existen más las reglas”

Todos sabemos que compartir un momento con nuestras abuelas representa diversión y ciertas veces hacer cosas que normalmente no tenemos permitido. Es sabido que las abuelas nos dejan hacer cosas que usualmente no podemos hacer y nos complacen en todo lo que pueden. Sin embargo, pronunciar esta frase puede traer problemas ya que ante la interpretación errónea la abuela puede creer que sus nietos se portan mal por culpa de ella.

4. ” Aprovecha tus nietos mientras puedas”

Una frase muy ligada a la finalización de la niñez de cualquier persona. Cuando uno entra en la adolescencia disfrutar el tiempo ya pasa a ser algo que se hace con amigos y no con la abuela. Por esta misma razón decir algo como esta frase puede generar un gran malestar en una abuela ya que es un recuerdo constante de que el tiempo pasas y nada puede hacerse al respecto. Un recuerdo de que las personas cambian y a veces esto puede hacer sentir a una persona olvidada.

5. “Ojalá tus nietos recuerden todo lo que haces por ellos”

Definitivamente una frase hermosa que demuestra agradecimiento por todo lo que una abuela hace por sus nietos. Pero, es importante enseñar a tus hijos a valorar por ellos mismos lo que los demás hacen y no porque alguien se los dice. Por eso mismo es de los padres la gran responsabilidad de enseñar a sus niños a ser agradecidos por como son los demás con ellos.

6. ” No es necesario que siempre vengas a ver a los niños”

Puede que quieras decir esto a tu suegra para hacerle saber que tanto tú como tus hijos saben que ella siempre estará presente y que no hace falta que siempre asista a todo tipo de eventos, reuniones y consorcios de todo tipo. Sin embargo, esta frase puede interpretarse mal y ella puede llegar a creer que ya no hace falta a nadie, que no la quieren en todos lados y que ya es una carga para todos. Por eso lo mejor es siempre agradecer que ella esté presente cada día en la vida de tus hijos.

Las abuelas son un brazo importante en el crianza de los hijos y todo el mundo debería tener la oportunidad de tener una abuela presente. Por eso cuidemos a las abuelas y siempre asegurémonos de tratarlas con mucho respeto y cariño.

Déjanos un comentario y contanos como es la relación que tienes con las abuelas de tus hijos.

5 razones para creer que eres un ángel en la tierra

Sabemos que suena extraño creer que uno puede ser un “ángel” en la tierra pero sigue leyendo y te darás cuenta que no es tan alocado como parece.

Los serafines de la tierra siempre están en armonía con las buenas energías y el amor, lo suficiente como para ayudar al prójimo a encontrar su verdadera paz y tranquilidad mental.

Es por esta misma razón que hoy te enseñamos algunos indicios que te ayudarán a reconocer un ángel en la tierra. Quien sabe, quizás tu eres uno de ellos.

Indicios de que eres un ángel en este planeta

1. Eres realmente sensible

De más está decir que los ángeles que habitan este mundo tiene un objetivo muy claro. Sin embargo, ser una asistencia divina conlleva un costo bastante elevado.

Y es que este tipo de personas tienen una percepción aumentada de la violencia y el odio de  la misma manera que al amor y todos los sentimientos positivos. Normalmente se los encuentra en los confines de su propia soledad, habitualmente retraídos para no verse afectados por la agitación y el caos de nuestra sociedad.

Es por eso que si te identificas con esto debes saber que podrías ser un ángel en este planeta.

2. Disfrutas mucho del tiempo a solas

Además de lo anteriormente mencionado, los ángeles aprovechan al máximo el tiempo a solas para poder reconstituir las energías que le mundo actual les drena día a día con toda la negatividad y violencia propia del mismo.

Les apetece pasar cierto tiempo en soledad, muchas veces un período de tiempo prolongado, para poder reparar esa parte dañada. Además estas personas están constantemente trabajando para, en última instancia, llegar a la mejor versión de si mismos.

3. Te ves afectado por lo que sucede al prójimo

Si normalmente sientes afinidad con las demás personas y te urgen las ganas de ir en ayuda de los más necesitados puede que seas uno de estos ángeles.

Y es que este tipo de personas abandonaría todo lo demás para poder ayudar a alguien que realmente lo necesita. Los ángeles son bien conscientes de esto porque ellos mismos han tenido que sufrir para ser quien son hoy en día. La conexión que tiene este tipo de personas con el prójimo es realmente fuerte y siempre desearan lo mejor tanto para uno como para los demás.

4. Sientes que tienes una misión muy clara en la vida

Si siempre estás buscando crear tus propias reglas de este juego tan complicado que es la vida y no te gusta en los más mínimo seguir simplemente las directivas de alguien más deberías prestar atención.

Aquellas personas que podrían ser ángeles en este planeta tienen muy claro que su misión en la vida es de carácter humanitario, ayudar a los demás y nunca caer en las garras del sistema para jamás convertirse en en su súbdito.

5. Posees una increíble intuición

El tipo de personas del cual venimos hablando son extremadamente sensibles y sus mecanismos no responden a la visión mecanicista del mundo que casi todos los demás poseen.

Siempre estás en estrecha relación con lo místico y lo emocional. Te sientes fuertemente atraído por todo tipo de expresión artística y dejas que tus entrañas te sugieran qué hacer en esta vida.

Es así que este tipo de personas suele desarrollar una gran confianza en su intuición y jamás duda de ella.

Déjanos un comentario y contanos si crees en los ángeles o no.